¿Por qué Dios permitió tanto sufrimiento a Jesús hasta su resurrección?

La crueldad de lo que fue el sacrificio de Jesús en la cruz, al morir como un criminal, resulta abrumadora e injusta. Pero el propósito de la venida a la tierra del Hijo de Dios era más que solo hacer milagros y predicar. La biblia enseña que había un plan misterioso detrás de todo lo que Jesús hizo que se concretaba al morir en la cruz, este acto era el de sacrificarse por los pecados de la humanidad.

Si bien es cierto al parecer Jesús tenía la autoridad de llamar a legiones de ángeles a que lo bajaran de la cruz, pero fue él mismo quien se sometió a esta tortura. Los principales motivos eran salvar a la humanidad con su muerte, sanar a las personas de cualquier enfermedad física según Isaías, y consumar un pacto de sangre donde los pecados fueran lavados para siempre a fin de tener perpetuamente una segunda oportunidad.

Decir simplemente que Dios permitió que Jesús pasara por todo ese dolor no tiene sentido, ya que Jesús mismo decidió someterse a la voluntad de Dios y cumplir la misión, aun sabiendo que esto significaba todo ese sufrimiento. Por lo tanto, la decisión de abandonar todo no estaba en el Padre, sino en su hijo Jesús; Jesús se dio cuenta de la importancia de salvar a la humanidad y que esta misión iba por encima de él mismo, y en silencio se entregó a la muerte, que al final resultó en una victoria para Dios según la biblia.

1




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *