Quemuel defiende a Aruna de las acusaciones de Leia y Samara

Luego de lo sucedido con el soldado cananeo, Samara se refugia en su tienda en brazos de su madre Leia con la atención de toda su familia, Samara comienza a decir lo que fue su experiencia y lo asustada que estaba, en ese momento entra Aruna a la habitación con un té para Samara. Pero al verla, Samara y Leia comenzaron a ofenderla, Samara le dice que no tomará nada hecho por una asesina, que Aruna había asesinado a su hermano, luego Leia le da la razón diciendo que Elieber estaría vivo si no hubiese salido de casa para entrenarla, Leia continua diciendo que deberían llevarla presa y expulsarla de la familia.

Ante los insultos de Leia y Samara, Quemuel interrumpe con autoridad y defiende a Aruna, les dice que aunque es triste la muerte de su hijo, Aruna no tiene la culpa pero que es una tragedia que nadie pudo saber que sucedería, Quemuel les prohíbe que vuelvan a decir semejante acusación en contra de Aruna. En ese momento, Aruna dice que ella amaba a Elieber como su propio hermano y nunca le haría ningún mal. Samara continúa diciendo que solo fue a ese lugar para irritarla y no soportaría dormir con ella en la misma tienda, Aruna ofendida toma su cobija y almohada y se va luego de dar las buenas noches.

1




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *